Fue Jose Smith Realmente un Martir?

Pregunta:

¿Cómo pueden los Santos de los Últimos Días creer que José Smith murió como un mártir?
Cuando lo que realmente fue es perder un tiroteo en la cárcel de Cartage matando a dos hombres antes de morir.


Los Anti-mormones siguen dando giros poco ortodoxos a las  palabras tales como "cristiano" "Trinidad", y ahora la palabra "mártir". Webster's New World Dictionary define "mártir", como a una persona que elige a sufrir o morir antes que renunciar a su fe o su principios, o una persona torturada o asesinada a causa de sus creencias. No hay nada en esta definición que prohibir a un mártir defenderse a sí mismo. José Smith se ajusta perfectamente a esta definición de un mártir. Para decirlo de otra manera es una de dos, o inventaron una nueva definición o son ignorantes de los hechos en relación con los últimos días de la vida del profeta.

El 23 de junio de 1844, José y Hyrum Smith, estaban en el lado de Iowa del río en su camino hacia la Gran Cuenca. Orrin P. Rockwell y Reynolds Cahoon llevaba un mensaje de Emma solicitando el regreso de José a Nauvoo (Historia de la Iglesia, Vol.6, p.549). José Smith respondió a su peticion diciendo, "Si mi vida no tiene ningún valor para mis amigos entonces tampoco para mí mismo . Antes de regresar a Nauvoo mas tarde esa noche, hizo una declaración que repetiria en varias ocaciones en los siguientes días. Declaró que si él y Hyrum regresaban hiban a ser asesinados . Sin embargo, independientemente de su conocimiento previo de su muerte, esa tarde, Hyrum y otros emprendieron el regreso. mientras que algunas de las partes se encontraban dandose prisa por volver a Nauvoo, José dijo, "Es inútil darse prisa, porque estamos volviendo para sacrificados", . Es evidente que el profeta sabía el destino que le esperaba, sin embargo, eligió ser muerto a causa de sus creencias en lugar de escapar de la muerte, que podría haber sido fácil de hacer.


A la mañana siguiente se informó que 200 personas estaban en la casa de José en Nauvoo, queriendo ver al profeta una vez más y darle su apoyo antes de irse de Cartage. Su madre informó que le pidió que le prometiera que volvería, como lo había prometido en otros momentos de afliccion. No hubo tal garantía de parte del profeta de que regresaria en esta ocasión.


En el camino a Cartage al final del día, el grupo se detuvo en la finca de Alberto G. Fellow, cuatro kilómetros al oeste de Cartage, donde José Smith pronunció estas fatal palabras:

Voy como acordero al matadero; pero me siento tan sereno como una mañana veraniega; mi conciencia se halla libre de ofensas contra Dios y contra todos los hombres. MORIRÉ INOCENTE, Y AÚN SE DIRÁ DE MÍ: FUE ASESINADO A SANGRE FRÍA


El 27 de junio encontrandose el profeta, su hermano Hyrum, John Taylor, y Willard Richards en la cárcel sin la protección que el Gobernador Ford había prometido.Un poco después de las 5 de la tarde, una turba irrumpió en las escaleras, forzó la puerta de la celda y comenzaron  a abrir fuego en la habitación asi como otros tambien disparaban por la ventana. Hyrum se quedó como "hombre muerto" y como John Taylor fue impactado varias veces por balas, Joseph Smith descargo sus seis disparos en la escalera. Sus balas se impactaron contra tres hombres. Aquí el relato histórico está nublado, algunas declaraciones dicen que dos hombres posteriormente murieron, pero esta conclusión no tiene certeza.




Sabemos que José Smith y su hermano Hyrum fueron asesinados y John Taylor fue herido de gravedad, después de haber recibido un disparo en cuatro ocasiones. Willard Richards, testigo del acontecimiento, quedó ileso. Habló de la terrible incidente.


Si un mártir es una persona que elige a sufrir o morir antes que renunciar a su la fe o sus principios, José Smith se ajusta a esta definición, así como cualquier otro persona que haya sido asesinado.


Vivió grande y murió grande a los ojos de Dios y de su pueblo; y como la mayoría de los ungidos del Señor en tiempos antiguos, ha sellado su misión y obras con su propia esangre; y lo mismo ha hecho su hermano Hyrum. ¡En vida no fueron divididos, y en su muerte no fueron separados!
Publicar un comentario

Entradas populares

Jaquín y Boaz

El Mormonismo visto desde el lado de Los Masones

Filacterias y Flecos